Estás aquí
Inicio > COVID-19 > Ministerio de Industrias participa activamente en combate al SARS-COV-2

Ministerio de Industrias participa activamente en combate al SARS-COV-2

Los trabajadores en diferentes centros laborales del país se han centrado en la búsqueda de soluciones a las demandas de productos diversos, cumpliendo estrictamente las medidas de protección y distanciamiento, para garantizar la estabilidad de la industria nacional

El Ministerio de Industrias (Mindus) y el sistema empresarial cubano participan activamente en el aseguramiento de las producciones y servicios para el enfrentamiento al nuevo coronavirus. Eloy Álvarez Martínez, titular del ramo, destacó recientemente en el programa televisivo Mesa Redonda que, para dar respuesta a la demanda a partir de la actual situación epidemiológica, la industria no solo ha tenido que reforzar las producciones tradicionales, sino incorporar otras a raíz de necesidades del sistema de Salud.

Los trabajadores en diferentes centros laborales del país se han centrado en la búsqueda de soluciones a las demandas de productos diversos, cumpliendo estrictamente las medidas de protección y distanciamiento, para garantizar la estabilidad de la industria nacional. Innovación, responsabilidad y pensamiento científico colectivo resultan algunas premisas aplicadas en empresas de Holguín y Las Tunas.

El aporte de la Fábrica de Implementos Agrícolas 26 de Julio

La caja Ampirol con cubierta, diseñada para depositar y transportar los desechos biológicos de los hospitales holguineros involucrados directamente en la lucha contra la covid-19, es otra de esas respuestas a tiempo que forma parte del cotidiano quehacer de la ueb Fábrica de Implementos Agrícolas 26 de Julio.

Asegura el director de la entidad, Juan Carlos Pargas Palacio, que, conocidas las inquietudes del Consejo de Defensa Provincial sobre el traslado de material con riesgo biológico desde los centros médicos hacia sitios de depósito seguro, los especialistas de la fábrica diseñaron el prototipo del nuevo contenedor, que se basa en añadir techo y ventanillas con puertas al modelo fabricado y comercializado con Servicios Comunales.

Hoy se ultiman detalles para fabricar camas hospitalarias con sus correspondientes mesas y escabeles (pequeños escaños), pedido del Ministerio de Salud Pública, respaldado por el Grupo Empresarial de la Industria Sidero Mecánica (Gesime), que autorizó el uso de las planchas y barras metálicas necesarias.

Asimismo, para la Empresa Provincial Productora de Alimentos, que en medio de la pandemia hace notorios esfuerzos con el fin de incrementar las ofertas a la población, a partir de recortes metálicos fabrican anafres, fogones y parrilladas, así como hornos sobre la base de los clásicos barriles de 55 galones. Todo eso, con el propósito de que las unidades elaboradoras incrementen la capacidad de fuego mediante el uso de carbón vegetal o leña como combustible.

«La covid-19 no ha interrumpido los principales procesos productivos de nuestra industria. Desde el inicio tomamos las medidas necesarias para la contención de la enfermedad, a fin de poder cumplir con los encargos del Ministerio de la Agricultura y del Grupo

Azcuba, que son nuestros principales clientes», aclara Juan Carlos Pargas.

Retos claros y voluntad firme

Cumplir los compromisos productivos es hoy la misión esencial de la Empresa de Aceros Inoxidables (Acinox) del balcón del oriente cubano, ante los retos que impone la pandemia para la economía.

Así lo corroboró este medio de prensa, en diálogo con el ingeniero Eraldo González Arias, director de la entidad, quien subrayó la disposición de todo el colectivo de trabajadores para alcanzar las metas previstas.

«A partir de la situación generada por la covid-19, se indicó hacer una reevaluación del plan, lógicamente, por la carencia de recursos y la problemática de los proveedores que nos suministran y que ahora también presentan afectaciones en sus empresas. Eso determina que no nos lleguen a tiempo todos los insumos y de manera obligatoria tenemos que bajar los ritmos productivos».

Sin embargo, a pesar de esa situación objetiva, existe también un principio claro, el país necesita de esas producciones. Imprescindibles son, por ejemplo, las barras corrugadas, ya que los programas constructivos no de detienen.

«La empresa está encaminada a responder a ese plan. La producción de barras corrugadas hasta el momento se encuentra a más del 30 %, eso quiere decir que nos vamos ajustando al plan del año, y pensamos que es posible cumplir con ese encargo estatal.

«En este momento somos los únicos que estamos produciendo la barra, porque Antillana de Acero se encuentra paralizada, lo que implica que tenemos una responsabilidad muy grande con este recurso, pues ni los programas constructivos ni varias de las inversiones que se llevan a cabo en el país se detienen», afirmó el directivo.

El laminador 200 t, que asume esa producción, se mantiene actualmente en funcionamiento, gracias al empeño y el intelecto de la brigada de mantenimiento de la ueb de laminación.

Acinox también ha asumido tareas específicas relacionadas con el enfrentamiento a la pandemia. Entre ellas se encuentran la fabricación de camas para centros de aislamiento, otras acciones necesarias en esos lugares, y la reparación de mobiliario hospitalario.

Esa es la respuesta de la industria cubana frente a la covid-19: producir con todas las medidas de protección, desplegando potencialidades e ingenio, y explotando cada reserva.

Deja una respuesta

Top