Estás aquí
Inicio » Sociedad

Recuerdan en Cienfuegos el levantamiento del 5 de septiembre

El tradicional y conmovedor pase de lista a los caídos en el Levantamiento Popular Armado del 5 de septiembre de 1957, en Cienfuegos, dio comienzo en el parque José Martí, de esta ciudad, al acto central por el aniversario 66 de la epopeya.

La conmemoración estuvo presidida por Marydé Fernández López, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y primera secretaria de la organización en la provincia, el gobernador Alexandre Corona Quintero y Angélica María Chorens Fernández, miembro del Consejo de Estado de la República de Cuba, entre otras autoridades.

En su discurso, Fernández López agradeció al Comandante del Ejército Rebelde Julio Camacho Aguilera, líder de la insurrecta y rememoró las acciones de aquella madrugada, protagonizada por los hombres del 26 de Julio y los marinos, a quienes se sumaron también los habitantes de esta urbe.

Reafirmó el compromiso de impulsar a las nuevas formas de gestión que convergen en el territorio, así como los vínculos con el sector estatal, aumentar la producción de alimentos, promover la investigación e innovación, incrementar la eficiencia de los procesos productivos y la calidad de los servicios.

Ratificó que continuarán aportando al desarrollo de la provincia más industrializada de la nación, al tiempo que seguirán preservando la salud, la educación, la cultura, el deporte y la seguridad social.

En esta fecha histórica, a dos años del comienzo de la vacunación masiva a la población pediátrica contra la pandemia de la COVID-19, Fernández López anunció el comienzo de un nuevo episodio de intervención antineumocócica en infantes de uno a cinco años, a cargo del Instituto Finlay de Vacunas.

Durante esta jornada de recordación fueron reconocidos ocho combatientes, protagonistas y sobrevivientes de la insurrección armada de aquel glorioso septiembre, hace más de seis décadas; mientras que los trovadores Eduardo Sosa y Annie Garcés, la compañía musical infantil Abrakadabra y alumnos de la escuela de arte Benny Moré regalaron un emotivo momento cultural.

Tras concluir el acto y encabezados por la bandera cubana, trabajadores, combatientes, mujeres, niños, familiares de los caídos y pueblo en general, realizaron la tradicional peregrinación de cuatro kilómetros hasta el cementerio Tomás Acea, para homenajear a los héroes y mártires de la insurrección en el lugar donde reposan sus restos.

Como resulta habitual, en horas de la madrugada alumnos de las diferentes enseñanzas y jóvenes del territorio reeditaron el encuentro armado mediante la toma simbólica a los escenarios de la gesta: el Museo Naval, otrora Base de la Marina de Cayo Loco, adenás del Ayuntamiento, actual sede del Gobierno Provincial, y el antiguo colegio San Lorenzo, transformado en la Escuela Secundaria Básica Urbana 5 de Septiembre.

Bajo el mando de Julio Camacho Aguilera y el marino Dionisio San Román, el 5 de septiembre de 1957, miembros del Movimiento 26 de Julio e integrantes de la Marina de Guerra de Fulgencio Batista se sublevaron contra el régimen, con el fin de apoyar la campaña que libraba el Ejército Rebelde en la Sierra Maestra liderados por Fidel Castro.

El objetivo no se cumplió porque las tropas enemigas enviaron refuerzo aéreo y terrestre; no obstante, la urbe cienfueguera fue libre durante varias horas, aquel grupo de jóvenes rebeldes demostró la debilidad de las fuerzas de la tiranía y los hechos fueron un anuncio del triunfo revolucionario del 1 de enero de 1959.

(Tomado de ACN)

Deja una respuesta

Top