Estás aquí
Inicio > Destacadas > Premier cubano felicita a Hotel Tryp Habana Libre en su aniversario 62

Premier cubano felicita a Hotel Tryp Habana Libre en su aniversario 62

Con la ubicación más céntrica de Cuba, la instalación exhibe un valor muy especial, el cosmopolitismo. Administrado en sus inicios por la cadena estadounidense Hilton, ahora está bajo la tutela de la española Sol Meliá, y siempre desde 1959 como propiedad cubana.

El primer ministro de Cuba, Manuel Marrero, destacó este jueves en su cuenta en Twitter la trayectoria del Hotel Tryp Habana Libre que llega a 62 años en esta jornada.

Más de 60 años brindando servicios de calidad

Marrero significó que se tratan de 62 años brindando servicios de calidad a los visitantes que escogen este histórico y majestuoso hotel, además de felicitar a su colectivo de trabajadores y exhortarlos a alcanzar metas superiores en sus operaciones y proceso inversionista.

Con la ubicación más céntrica de Cuba, el hotel Tryp Habana Libre cumple hoy 62 años de abierto aquí además de exhibir un valor muy especial, el cosmopolitismo.

Administrado en sus inicios por la cadena estadounidense Hilton, ahora está bajo la tutela de la española Sol Meliá, y siempre desde 1959 como propiedad cubana.

La hospedería más céntrica y alta de la capital de todos los cubanos

El Hotel Tryp Habana Libre, inaugurado el 19 de marzo de 1958, marca el paso de una capital cubana moderna, constituyendo la hospedería más céntrica y alta, de la ciudad en una punta de La Rampa, la calle más bulliciosa.

Luego de una remodelación capital, cuenta con 572 habitaciones e innumerables servicios de gastronomía, centros nocturnos y salones de reuniones, historia e intimidad especiales.

Después del triunfo de la Revolución Cubana en 1959, su realce fue tal, que en la habitación nombrada La Castellana, el líder cubano Fidel Castro instaló la comandancia de esos primeros tiempos.

El establecimiento cuenta con habitaciones de cerca de 50 metros cuadrados de superficie, balcón y vista a la ciudad o al mar, y una serie de comodidades propias de un hotel cinco estrellas.

Entre las novedades, se encuentra un mural frontal de la pintora cubana Amelia Peláez y obras en sus salones de los artistas plásticos Alfredo Sosa Bravo y Portocarrero, entre otros.

Esta hospedería de lujo, fue sede de diferentes eventos como competencias internacionales de ajedrez, cenas de gala dedicadas a los habanos o albergar a más de dos mil reporteros de todo el mundo durante la visita del Papa Juan Pablo II a Cuba.

Este hotel, tiene una ubicación privilegiada en el céntrico barrio capitalino de El Vedado, y más exactamente en la calle La Rampa, por donde pasan miles de transeúntes diariamente, además de constituir un centro de negocios inigualable.

Otras ventajas radican en estar rodeado por boutiques, agencias de viajes, líneas aéreas, encontrarse a sólo cuatro kilómetros del centro histórico de la ciudad y a 10 metros del Malecón de La Habana.

Cuenta con tres restaurantes especializados en comida cubana, polinesia y mediterránea, una mesa buffet de cocina internacional, y una excelente sala de fiesta nombrada Turquino, en lo alto, pues ese nombre responde al pico oriental más elevado de Cuba.

Deja una respuesta

Top